jueves, 18 de mayo de 2017

60



Divagaciones 60

Del murmullo polifónico
del viento entre las ramas,
del siseo de los pájaros
que circunda mi sosiego,
de estos ojos que se entornan
y se extravían 
por tus labios y por tu carne,
de la siesta que me incita
al pecado, 
de la tarde que ardiente 
resucita a este duermevela,
de esta música
que se expande
por las venas y por la piel
por sentir la terquedad
con que te busco,
por probar la ingravidez
con que te sueño.

De todo he de huirme
del clamor de la memoria
que me hiere, de la umbría
desnudez de mis paisajes,
de la aséptica 
pulcritud de los quirófanos
he de irme
al dolor de los exilios,
a la inmensa soledad
de mis pasos
hacia la nada.

.
Publicar un comentario