miércoles, 5 de abril de 2017

22

Desgana

Sucede este cielo limpio
recargado de estrellas, el silencio espeso
que se extiende en el bosque,
el aroma exultante
que se expande en mis jardines.
Sucede, amor, la calidez del aire,
la paz en la arboleda
donde habitan los gorriones
y el rosario de luces
que brillan en la ciudad.
Sucede, mi amor,
que no tengo palabras
que puedan gustarte
y entonces
me abandono
a la desidia que me es propia.

.
Publicar un comentario