viernes, 3 de febrero de 2017

XIII

XIII

Tú, te hallas en este nombre,
en la eternidad del sonido
que las estrellas vibran. Ven,
entonces, a mi deslugar
en que existo transparente;
pese a tus adioses perpetuos
sigo aquí
esperando,
siempre,
esperando.

.
Publicar un comentario