viernes, 10 de febrero de 2017

LII

LII

La luz miserable de esta noche
está enferma. El cielo no existe
ni la Luna deja fe de su presencia.
Estamos asediados por lo oscuro
sólo los rugidos de la mar
deja constancia de que late.

.
Publicar un comentario