sábado, 20 de agosto de 2016

20 Agosto 3

Virtualidad 6

Siento que la tarde se enmudece
entre el ritmo trepidante de las olas
y el granate macilento del ocaso
y al aire tan pausado por la mar
siento como pájaros de sílices que vuelan
con sus garras urticantes y diminutas
decorando de dorados el crepúsculo.

.
Publicar un comentario