miércoles, 24 de septiembre de 2014

76

Acabo de leer alguna cosa
sobre unos labios mórbidos
que devoraban los besos
en vez de entregarlos
generosos a otros labios.
Tú, sin embargo, estéril de caricias,
los regalas
primorosamente, eso sí,
siempre para otros.

.
Publicar un comentario