sábado, 13 de septiembre de 2014

32

Tú, mi amor, eres 
lo único salvable
de estas hecatombes.

.
Publicar un comentario